in

Los suicidios que conmocionaron el mundo de la música

Chris Cornell y Chester Bennington compartieron escenario antes de suicidarse –

Varios casos recientes en las escenas de rock, pop y electrónica recuerdan que la soledad de la cima no siempre es fácil de sobrellevar

Siempre son inesperados, quizá más para el público que para los allegados que conocían sus demonios y miserias, pero todos los suicidios en el mundo de la música acaban generando una fuerte conmoción. Keith Flint, el cantante de The Prodigy, ha sido el último en sumarse a una lista marcada por un común denominador: la depresión. Estos son los últimos caídos del panteón maldito que Kurt Cobain, Richard Manuel, Phil Ochs, Michael Hutchence, Nick Drake o Ian Curtis engrosaron el siglo pasado.

12345678910111213

  • Chris Cornell

    Chris Cornell, cantante de los grupos Soundgarden y Audioslave, murió en Detroit el 18 de mayo de 2017 al cometer suicidio por ahorcamiento. Su viuda Vicky Cornell defiende que el músico actuó influido por una sobreingesta de Ativan, un medicamento que el artista tomaba por prescripción médica para combatir la ansiedad y la depresión. Según ella, la sobredosis de este fármaco trastocó sus facultades mentales, llevándole a un suicidio involuntario.

    Cornell nació en Seattle, en el estado de Washington, y comenzó en el mundo de la música con 7 años cuando se aficionó a tocar el piano. Su carrera musical, dentro de la escena del rock, se inició en Seattle al formar la banda Soundgarden en 1984, que jugó un papel importante en el movimiento «grunge» de los años noventa.

  • Chester Bennington

    Parece ser que el suicidio del componente de Soundgarden, Chris Cornell, afectó mucho a Chester Bennington; tanto que pudo ser una de las motiviciones que le llevaron a quitarse la vida. Según las propias palabras del cantante de Linkin Park con respecto a su difunto amigo: «Quiero pensar que estabas diciendo adiós a tu manera. No puedo imaginar el mundo sin tí. Rezo para que encuentres paz en la otra vida». En el mismo día que Cornell hubiera cumplido 53 años, Bennington apareció muerto en circunstancias similares a las de su amigo y compañero de profesión. El cantante se ahorcó, el mismo método de suicidio que usó Cornell.

  • Avicii

    El DJ sueco Avicii, cuyo verdadero nombre es Tim Bergling, murió el 20 de abril de 2018 a los 28 años. El creador de grandes éxitos de la música electrónica como Wake Me Up, Addicted to You, For a Better Day, You Make Me o Levels llevaba años luchando contra la depresión y usó una botella de vino partida para causarse una herida mortal.

  • Keith Emerson

    El teclista Keith Emerson, miembro de Emerson, Lake and Palmer, murió el 10 de marzo al suicidarse con un arma de fuego tras años padeciendo una fuerte depresión causada por una enfermedad degenerativa.

  • Butch Trucks

    Tras años de depresión, el baterista de Allman Brothers Band Butch Trucks se suicidó el 27 de enero de 2017 en su casa, disparándose en la cabeza delante de su esposa. Fue nombrado uno de los 100 mejores baterías de la historia por la revista Rolling Stone.

  • Jill Janus

    La cantante Jill Janus, de la banda heavy metal Huntress, se suicidó en Portland el 14 de agosto de 2018. Había estado sufriendo depresión y trastornos mentales desde la adolescencia.

  • Kim Jonghyun

    El popular cantante surcoreano Kim Jong-hyun, fallecido en diciembre de 2017 en Seúl a los 27 años en un aparente caso de suicidio, dejó una nota de despedida en la que detalló su estado depresivo: «Estoy roto por dentro. La depresión que lentamente me ha ido carcomiendo ya me ha devorado, y no he podido superarla. Es increíble lo mucho que duele. Nadie está más atormentado ni debilitado que yo. Volverme famoso probablemente no era mi destino. Me dicen que por eso lo estoy pasando mal…¿Por qué lo elegí?».

  • Cliff Davies

    El baterista de Ted Nugent se quitó la vida el 13 de abril de 2008, con 59 años. Se disparó en la cabeza en su casa de Atlanta, tras haber estado recibiendo tratamiento psiquiátrico durante años.

  • Ronnie Montrose

    El guitarrista de hard rock Ronald Douglas Montrose, famoso por su propia banda Montrose, considerada «la respuesta estadounidense a Led Zeppelin», y colaborador de Van Morrison, Herbie Hancock o Johnny Winter, se sumió en una profunda depresión a causa del retorno de un cáncer de próstata que ya creía superado. Se quitó la vida de un disparo el 3 de marzo de 2012, a los 64 años de edad.

  • Bob Welch

    Bob Welch, miembro de la banda estadounidense Fleetwood Mac, se suicidó en su casa de Nashville el 7 de junio de 2012. Dejó una nota de suicidio en la que explicaba que no quería soportar el dolor tras una fallida operación en la columna vertebral.

  • Scott Hutchinson

    El líder de la banda Frightened Rabbit fue hallado muerto el 10 de mayo de 2018 en Port Edgar, una zona costera al norte de la capital de Escocia. En un comunicado, la familia del cantante dijo estar «devastada» ante la noticia de su fallecimiento, ya que se mantenían «esperanzados de que volvería a cruzar la puerta» de casa, conscientes de que atravesaba una depresión. «Luchó valientemente con sus propios problemas durante muchos años y estamos inmensamente orgullosos de él por ser tan abierto con estos problemas», recogió el comunicado.

  • Vic Chesnutt

    El cantautor Vic Chesnutt eligió el día de Navidad de 2009 para quitarse la vida, tras toda una vida lidiando contra la depresión. Una sobredosis intencionada de medicamentos le causó la muerte en su casa de Athens, en el estado norteamericano de Georgia.

  • Elliot Smith

    Elliott Smith murió el 21 de octubre de 2003, a los 34 años. De acuerdo a lo declarado por su novia Jennifer Chiba, con quien estaba viviendo en ese momento, habían estado discutiendo y ella se encerró en el baño. Minutos después le oyó gritar y, al abrir la puerta, se lo encontró de pie con un cuchillo de sierra clavado en el pecho. El caso (muy similar al de Nancy Spungen, la novia de Sid Vicious) sigue envuelto en un halo de misterio pero según la versión oficial, Smith cometió suicidio. De hecho, dejó una nota que decía: «I'm so sorry—love, Elliott. God forgive me» («Lo siento tanto-con cariño, Elliott. Dios me perdone)».

  • What do you think?

    0 points
    Upvote Downvote

    Comments

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Loading…

    0

    Comments

    0 comments

    Europa reabre el debate sobre la tasa verde a la aviación comercial

    Recorrido intempestivo con Hochschild