in

Juanfran: “Vino un vikingo, se va un indio”

El lateral se despide del Atlético de Madrid como uno de los grandes referentes de la era Simeone y de la hinchada

«Llegó un vikingo y se va un indio”, reflexionó Juanfran Torres (Crevillent, Alicante; 34 años) en su despedida como jugador del Atlético de Madrid. Otro pretoriano más de la era Simeone que dice adiós, quizá el más especial de todos. Tenía una oferta de renovación del club encima de la mesa, pero la rechazó porque no quería ser un mero guardián del vestuario. En el campo, hace ya un par de temporadas que no es un intocable para el entrenador. Las incorporaciones de Vrsaljko y de Arias fueron señales inequívocas de que Simeone le buscaba ya un relevo.

Juanfran, 355 partidos en el Atlético, fue el representante más fiel de la transformación, la evolución y el crecimiento del Atlético a través del esfuerzo y un optimismo extremo. Su respuesta ante las citas más complejas o de mayor altura siempre era la misma: “Ganamos seguro”. “Me he equivocado muy pocas veces, solo un par de ellas», bromeó mientras señalaba los siete títulos que ha conquistado como rojiblanco: una Liga, una Copa del Rey, dos Ligas Europa, dos Supercopas de Europa y una Supercopa de España. Las dos veces que erró en su pronóstico hacían referencia a las dos finales de la Champions perdidas ante el Real Madrid (2014 y 2016). La segunda, la de Milán, le marcó para siempre tras fallar su penalti en la tanda decisiva. Más que por el error, por la compresión que obtuvo de la hinchada, que le convirtió en uno de los suyos pese a su pasado madridista.

Siempre el primero en llegar al Cerro del Espino para completar sesiones de una hora de bicicleta y el último en salir por su trabajo junto a los fisioterapeutas. Fichado como extremo, procedente de Osasuna, su reconversión a lateral la ideó Gregorio Manzano, pero la perfeccionó y la pulió Diego Pablo Simeone hasta alcanzar la internacionalidad. “He hecho un máster en cuatro meses en conceptos defensivos”, relataba en sus primeros meses junto a Simeone. Juanfran, junto a Filipe Luis, fue decisivo en el entramado táctico que llevó al Atlético a conquistar la Liga de 2014 y a disputar dos finales de la Liga de Campeones. En un equipo en el que los volantes (Koke, Arda) jugaban por dentro, su profundidad y su retorno fueron claves. Vine como extremo al que no le gustaría defender. Gregorio quiso probar como lateral, quizás por urgencias y comencé a jugar ahí. Y luego Diego me ayudó en los conceptos defensivos y yo tenía muchas ganas de jugar donde fuese, llevaba un año y no jugaba prácticamente nada y a partir de ahí comenzó mi historia en el club. Ahora es mi posición natural y va a ser mi mejor posición como profesional”.

Juanfran, si no encuentra ofertas que le satisfagan, planea sacarse el curso de director deportivo para hacer bueno su discurso de despedida: “Volveré porque esta es mi casa”. “Me quiero ir de este club así, fuerte, jugando, con años de carrera por delante. Si miro hacia atrás pensaba retirarme aquí, pero no quería retirarme aquí estando mal, he acabado la temporada jugando con la confianza del míster, me queda mucho fútbol y quería marcharme con ese buen sabor de boca”.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

Nadal y el interés

El Athletic femenino ficha al entrenador que ganó dos ligas con el Atlético