in

Antiviolencia declara grupos violentos a Boixos, Casuals y Cachorros

Las tres aficiones radicales del Barça no podrán exhibir su simbología en ningún campo de España

La Comisión Antiviolencia en el deporte ha decretado que los Boixos Nois y sus dos filiales, Casuals y Cachorros, son grupos violentos. Así lo acreditan sus numerosos actos violentos, recogidos en tres informes remitidos por los Mossos d’Esquadra. Por eso, la Comisión informa a “todos los clubes” que no permitan “promoción o apoyo, en especial de pancartas” de los tres grupos.

La resolución, con fecha de este jueves, también recuerda al Barça que no puede participar en la “promoción” o en el “apoyo” de las actividades de los ultras. Ello supone no facilitarles transporte, locales, subvenciones, entradas gratuitas, descuentos, publicidad o difusión. Algo que el club azulgrana no hace oficialmente desde que el expresidente Joan Laporta los prohibió.

La decisión de Antiviolencia supone una victoria para la policía catalana, que lleva años trabajando contra la presencia de grupos radicales en el Camp Nou. Durante el mandato de Sandro Rosell hubo el temor de que ganasen de nuevo protagonismo con el proyecto de una grada de animación, algo que finalmente no ocurrió.

Las bufandas, gorras y pancartas de los Boixos Nois y de sus facciones Casuals y Cachorros hace tiempo que no se ven en el campo del Barça, aunque varios de sus integrantes sí acceden al campo porque tienen carné de socio. Como grupo, su principal actividad es en los desplazamientos, donde pueden dejarse ver juntos y exhibir su simbología. La resolución de Antiviolencia pone fin a eso.

En el último año, los Boixos Nois y sus filiales, con especial presencia de Cachorros, han protagonizado altercados y peleas, como la batalla campal contra los Bukaneros el pasado noviembre en Madrid o, dos meses antes, el enfrentamiento con aficionados del PSG en Barcelona.

El sábado pasado, los Mossos registraron uno de los bares que frecuentan en Barcelona, La Jarra, y encontraron númeras armas blancas, palos, puños americanos, porras extensibles, y sacos llenos de escombros y ladrillos. Temían que la intención era usarlos este miércoles contra los aficionados del Lyon, que jugó en Barcelona (5-1). Finalmente, no hubo graves enfrentamientos, aunque se registraron 10 heridos leves por peleas en la ciudad. Los Boixos viajaron a Lyon en la ida y protagonizaron numerosos altercados.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

La fiscalía rebaja de 11 a 6 años la petición de cárcel a Sandro Rosell

El Sevilla, al límite, y el Valencia no se puede fiar